Veintiséis jóvenes voluntarios de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de Los Últimos Días, coparon el Banco Alimentario y clasificaron ¡1224 kilos de galletitas dulces!, que ya están listas para ser entregadas a los merenderos, comedores, copas de leche y hogares con los que colaboramos. ¡Gran labor y ejemplo!

¡Gracias por bancar al Banco!

UN FINDE BIEN SOLIDARIO